Perspectiva Ciudadana del Informe de Pedro Joaquín Jr.

El llamado “informe de gobierno” podemos dividirlo en dos partes. Por un lado, el mensaje político que el presidente municipal dirige a la población y por la otra, el conjunto de datos y cifras que revelan el grado de avance de cumplimiento de las metas trazadas en el Plan Municipal de Desarrollo.

En relación al verdadero informe, se trata de un documento que muestra cifras alegres sin contexto, sin posibilidad alguna de poder comprobar su certeza o falsedad, lo cual será motivo de un trabajo fino de contrastar las cifras contra lo que arroje la plataforma de transparencia.

Sin embargo, te puedo adelantar que en el texto se leen fragmentos que saltan a la vista de manera inmediata, por ejemplo:

  1. Si de llenar números se trata, el presidente informa al pueblo que “La coordinación de guardavidas realizó 18,889 servicios, consistentes en advertirle a los bañistas de las corrientes peligrosas”. El chiste se cuenta solo.
  2. Otra cifra a la que el presidente llamó nuestra atención por el énfasis que marcó en su discurso, es la relativa al Acuerdo San Gervasio, la cantidad de dinero que se informa es menor a la aportada en ejercicios anteriores. Se entiende que la situación económica es precaria, por varias razones anteriores a la contingencia sanitaria; pero el uso de calificativos como rescatando o reactivando, para hacer referencia a un retroceso, retratan de cuerpo entero al personaje.
  3. Acciones como la visita a una escuela primaria para contar cuentos con una participación de 116 niños; capacitaciones a 10 personas; programas importantísimos como la prevención del embarazo adolescente contó con la participación de 61 personas. Eso dice el informe.
  4. El programa “Mi Primer Empleo” no reporta ninguna persona contratada.
  5. Para prevenir la deserción escolar, el gobierno informa que le entregó al sindicato de trabajadores del Ayuntamiento $471,107 pesos como estrategia para prevenir el abandono escolar.
  6. En todo un año se aplicaron solamente 28 operativos de alcoholemia.
  7. 114 multas por revisión de documentos…… se me hacen pocos.
  8. Informa que uno de los principales retos es la muerte de más del 30 por ciento de los corales y otras especies por el llamado Síndrome Blanco. La acción de gobierno que se informa es “promovimos la coordinación de los 3 sectores de gobierno y los diferentes sectores de la comunidad”. ¿Esa es la acción de un gobierno frente al que califica como uno de los principales retos?
  9. Aumento del 40 por ciento en el anidamiento de tortugas marinas. ¿Logro indiscutible del gobierno?.
  10. “En 2019 recibimos 9 millones de turistas”, asegura el segundo informe de gobierno. Los reportes oficiales indican que en 2019 el número de turistas decreció en un 5.4% siendo en total 564,078, por lo que el “error” es de más de 8 millones. Si el presidente confunde turistas con visitantes, tampoco cuadran los números, pues Cozumel recibió 4,772,311 cruceristas.
  11. “Logramos el cien por ciento de ocupación hotelera una vez más”, es decir que en al menos dos ocasiones se alcanzó tal cifra. Los datos oficiales no reportan un solo día en que Cozumel lo que informa el presidente haya sido verdad.
  12. “En abril se implementó un llamado de responsabilidad social, durante la 19a sesión extraordinaria de cabildo se establecieron las bases legales para atender la nueva normalidad…” En realidad, contrario a las recomendaciones específicas de la Secretaría de Gobernación, lo que el cabildo acordó, a iniciativa del presidente, fue imponer multas violando el mas elemental orden constitucional. Confesión de parte.

En general el documento está lleno de cifras sin contexto, que insisto, habrán de ser analizadas y contrastadas.

Pero la parte del mensaje es muy preocupante, el presidente se vanagloria de cifras espectaculares en turismo, que como te decía, son incorrectas. No ve la realidad, no se da cuenta de la fragilidad de la economía isleña y el tipo de empleo que genera el turismo de cruceros. Es más, asegura en su informe que “En cuanto al crecimiento de la industria de cruceros, esta administración lo seguirá fomentando…”

Ese turismo de cruceros que tanto fomenta e impulsa es un depredador de la economía que tiene en la miseria a las familias cozumeleñas a las que el gobierno auto llamado de “puertas abiertas” le dio la espalda y hasta emprendió un salvaje operativo policiaco para multar, para sangrar más a la población, tal y como haría un despiadado depredador con su presa.

No le merece al presidente municipal una sola línea. Una sola palabra el esfuerzo ciudadano auténtico, las verdaderas muestras de solidaridad humana, plasmadas en la operación de comedores comunitarios, esos mismos que intentó clausurar, esos espacios que, de manera espontánea, en malas condiciones, fueron la respuesta que el gobierno no pudo o no quiso dar a la población en medio de una tragedia.

Presume que repartió colonia por colonia, casa por casa, ¡dos despensas! Ojalá la gente de Cozumel pueda soportar mas de seis meses sin empleo con solamente dos despensas. Ese es el informe de gobierno, eso es lo que el gobierno priista tiene que decirle a su pueblo.

El Plan Municipal de Desarrollo contempla una acción específica “Poner en marcha el programa de empleo temporal”. Durante la contingencia el gobierno de resultados seguros simplemente desapareció.

El gobierno municipal no informa que se perdieron mas de la cuarta parte de los empleos formales, no se enteró que empresarios de todos los niveles y posibilidades despidieron a sus empleados. El sector formal reporta 4,491 empleos perdidos equivalentes al 25.41% de la planta laboral ¡la cuarta parte!

Sabemos que la mayoría de los trabajadores pertenecen al sector informal, buzos, taxistas, comisionistas, etc. todos ellos no están contabilizados; Miles de ellos y sus familias fueron ignoradas en el mensaje de ayer.

Gobernar Cozumel no es atender las necesidades de los ricos, gobernar Cozumel no debe ser nunca mas ignorar al pueblo; esconder la cabeza cuando el pueblo no tiene satisfecha la necesidad más básica, el hambre.

Enfrentamos la peor crisis de la historia de Cozumel con un liderazgo ruin, sin un plan “B”, somos un destino dependiente al 100% de un arrecife enfermo y de los caprichos de una industria de cruceros. Mientras algunos enfrentaron la contingencia con sus ahorros en sus residencias con vista al mar, hay gente formada en un comedor comunitario, niños hincados en los parques buscando señal de internet para poder enviar sus tareas, hay ancianos detenidos con 6 policías y 2 patrullas por intentar hacerse de alimentos para una familia desempleada.

Hoy vemos el verdadero rostro del destino turístico. En Cozumel hay miseria, hay hambre, y hay un gobierno que no es capaz de darle la cara. Lo que si hay es un gobierno que informa a su pueblo que le cumplió la promesa de traerle a Chayanne. Eso es un insulto.

F.A.R.